martes, 18 de febrero de 2014

Las plantas también reciclan

Las células se comunican a través de las proteínas incrustadas en las membranas de sus células. Estas proteínas tienen diversas funciones y pueden compararse con antenas, interruptores y puertas. Para el bienestar de la célula, tiene que ajustarse la composición de su membrana de proteínas y lípidos constantemente. Nuevas proteínas se incorporan, mientras que las viejas proteínas se reciclan o eliminan. El proceso por el cual el material de la membrana se internaliza se denomina endocitosis. Ahora, un equipo de investigadores ha identificado un nuevo complejo proteínico que es crucial para la endocitosis en plantas.

Las plantas y animales estás hechos de miles de millones de células. Para un óptimo funcionamiento de los organismos, las células deben recibir información de sus vecinas y sus alrededores. Las células se comunican a través de proteínas ancladas en sus membranas. Estas pueden ser receptores, que funcionan como antenas o interruptores para detectar la presencia de ciertas moléculas, o transportar proteínas, las cuales actúan como puertas para controlar la absorción de nutrientes. Para optimizar la comunicación, la célula necesita ajustar la composición de su membrana en cualquier momento. El proceso por el cual las nuevas proteínas de la membrana se envían a la misma se denomina exocitosis. El proceso opuesto, el cual es necesario para absorber material de la membrana, se denomina endocitosis. Para iniciar la endocitosis, los adaptadores de proteínas necesitan reconocer áreas específicas de la membrana para ser internalizadas. Las proteínas que enjaulan esta área de la membrana son reclutadas posteriormente. Como resultado de esto, una pequeña proporción de la membrana será posteriormente invaginada y por último retirada para producir una vesícula dentro de la célula. Las proteínas de la membrana incorporadas a dichas vesículas pueden ser posteriormente degradadas, recicladas o transportadas a otras partes de la célula.

Durante varias décadas, la endocitosis ha sido ampliamente investigada en plantas, animales y hongos. Esto ha resultado en una gran cantidad de información acerca de muchas de las proteínas implicadas, pero también acerca de las complejas interacciones entre ellas. Sin embargo, solo se han encontrado unos pocos componentes relacionados con adaptadores. Usando técnicas de última tecnología, un grupo de investigadores ha identificado un complejo de proteína adaptadora el cual es esencial para la endocitosis que solo existe en plantas. El complejo está constituido por la proteína TPLATE y siete proteínas previamente desconocidas. Dicho complejo TPLATE parece ser la clave para la endocitosis de las plantas y llega primero en la posición donde la endocitosis debería iniciarse. En términos de evolución, la especificidad vegatal del complejo TPLATE ha sido un descubrimiento sorprendente. Mientras que las proteínas implicadas en la endocitosis, tales como clatrina, se conservan entre los reinos animal y vegetal, los miembros del complejo TPLATE parece especialmente diseñado para las plantas. Lo que aún permanece bajo investigación es qué células vegetales del complejo TPLATE de las plantas es una adaptación.

Via Vib

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada